LAS MASCOTAS DE CADA SIGNO
LAS MASCOTAS DE CADA SIGNO

LAS MASCOTAS DE CADA SIGNO

ARIES:

Debido a tu gran sentido de la competencia y la gran actividad que realizas día con día, es mejor que consideres como compañero a un perro.

Uno de las razas más grandes y vigorosas que además de independiente sea fuerte y decidido. Tendrá que acostumbrarse a quedarse solo por largas temporadas, debido a tus salidas y viajes, además de que no te gusta nada que estén encima de ti, se trate de personas o de animales.

También deberá seguir tu paso apresurado y acompañarte en la largas sesiones de ejercicio, sin lanzar una queja.

Un labrador, un mastín o un ovejero son razas que respeta tu espacio vital sin agobiarte ni invadirte, apenas reclamando la atención necesaria para hacerte sentir acompañado.

TAURO:

Para el sereno ser que llevas dentro de ti, lo mejor es una mascota tranquila, una criatura que sea una compañía fiel y tranquila. Una que se pueda ir contigo a la cama para date calor o que se tienda en tu regazo mientras trabajas o ves televisión.

Las razas más pequeñas de perros y los gatos son, desde luego, lo más indicado para la serena personalidad de tu signo: cariñosos y demandantes. Que te permita cuidarlo y hacerlo a tu modo. Si has de elegir un perro o un gato, que los recibas desde pequeños, de manera que los críes y que se amolden a la manera en que eres.

Quieres alguien que te siga por la casa, que te espere cuando estés fueras y que se alegre de verte llegar.

Concibes a las mascotas como parte de tu familia y las tratas de ese modo: como personas con la que compartes tu vida y el pan. Las ves como un deber y quieres que te devuelvan la mirada llena de amor con las que tú las ves.

GÉMINIS:

Para los nativos del signo de los gemelos lo importante es la comunicación: estar en constante retroalimentación con aquellos cercanos a sus corazones. Las mascotas no son la excepción: los Géminis quieren sentir que están en contacto íntimo con ellas, que saben lo que siente el animal que han elegido y que su mascota los comprende.

Aquellas aves con capacidad para reproducir la voz humana como los loros son una excelente elección para los Géminis.

En su manera de comunicarse son lo más cercano a una persona.

La voz es lo que nos da expresión y nos hace extendernos en la persona de los demás. Géminis es alguien que siempre busca la parte que lo complementa. Una mascota que lo escucha e interpela puede ser el inicio de ese camino.

Las variedades más grandes y “parlanchinas” de perros de compañía también cumplen las funciones que un Géminis requiere de un animal: que sea su igual, su interlocutor.

CANGREJO:

Como el signo más hogareño y paternal y maternal del zodiaco, está muy clara la relación que quieres que tu mascota tenga contigo, y es que quieres un protector que te garantice el cuidado de tu familia y de los que amas. En ese sentido, sin duda, tu mejor elección es un fiel perro de raza grande.

Un pastor alemán, un labrador, un gran danés o un San Bernardo van a cubrir todas las expectativas que tiene de una mascota. Son leales, obedientes, serenos con los suyos pero alertas ante extraños y sustos. Valientes y entregados, no se detienen ante nada para proteger a sus personas y sus propiedades.

LEO:

No hay quieras de preguntar: tú sabes exactamente cuál es el animal de compañía que requieres. Un gato. Uno independiente y atrevido como tú, que se tenga tensiones en hacerse dueño de cada espacio de la casa, que esté convencido de que eres una inteligencia casi tan poderosa como la suya. Una mascota que piense que la mascota eres tú.

Los gatos son uno de esos retos que fascinan a los Leo. Seres con los que debe medir palmo a palmo su capacidad y paciencia. Con los felinos puedes estar seguro de que va a tener el mejor entrenamiento en el arte de la convencer que puedas tener. A este animal hay que domesticarlo en todo el sentido de la palabra: ganarse su confianza, romper con se sentido huraño de la vida, hacerte merecedor de su caprichoso amor.

Los gatos son una de las criaturas de las que podemos tomar un mayor aprendizaje en la vida: nos abren los ojos a una de las verdades elementales sobre nuestra idea del control.

Aquello sobre lo que creemos tener una potestad o un poder, es libre en sí mismo, y las cadenas con las que creemos someterlos son imaginarias… O en realidad nos atan a nosotros al objeto de nuestro quiero.

Con los gatos, como en el amor, a veces se posee, y a veces se es la posesión.

VIRGO:

¿Cuál es la mejor especie para este signo? La vedad es que todas. Cualquier animal, de cualquier edad, pero de una procedencia muy particular: debe venir de un asilo o de algún centro de rescate animal. Lo importante con el animal que elijas es que hagas una diferencia.

Cuanto más viejo e indefenso, más requieredo de atenciones y cuidados, de amor y paciencia, mucho mejor. Los Virgo requieren razones para salirse de sí mismos, para olvidarse de las banalidades que suelen consumir la mayor parte de su tiempo.

No hay nada como la comfuerza y la empatía para aprende a ser mejores personas, a entregarnos por una causa. Entre más pequeña y desvalida es esa causa, mayor el bien que le hacemos a nuestros temple y corazón. Dar lo mejor por un animal, convertir a esa criatura en algo tan sagrado como nosotros mismos, es la mayor madurez que podemos adquirir.

LIBRA:

Para los nativos del signo de la balanza lo que cuentan son la armonía y la paz mental, y por ello hay que descartar en su casa animales agresivos o indisciplinados, demasiados activos o muy demandantes.

No, los Libra no están hecho para tener gatos o perros, ni para otras especies que requieren de una adaptación a sus dueños o a sus costumbres.

Para los nativos bajo el signo de Libra conviene aquellos animales que mantienen una relación ajena como los peces y los pájaros. O los perros más pequeños y serenos. Para los Libra es pertinente mantener en todo el momento el control de lo que les rodea, y eso incluye a sus animales de compañía.

De manera que es mejor que un Libra no se arriesgue a perder la paciencia con un animal más independiente u problemático que las tortugas o los pequeños conejos. Un amante de la serenidad requiere de un animal sereno, dócil, que se pueda manejar y del que no se tengan sorpresas ni sobresaltos.

ESCORPIO:

Eres intenso, apasionado, misterioso… Y estas mismas características debe tener la personalidad e tu mascota. Y ninguna responde a este perfil como un gato.

Sí: un felino con su vaporoso vínculo, sus caprichosas exigencias, su mandarse a sí mismo… pero con muchas cualidades que lo va a amoldar a la perfección a tu manera de ser.

Y es que, como tú, Escorpio, lo gatos son impredecibles. Van creando su personalidad y su camino en el día a día. Volubles e impetuosos, serenos en la adversidad y intensos en la competencia: he aquí una criatura con la que te vas a sentir a tus anchas, pues la relación que vas a mantener con ella será de igual a igual.

Y esa es la única manera en que te gusta relacionarte con otros.

Los gatos son, al fin y al cabo, criaturas de la fuerza. Su hambre de conocimiento y de experiencias (eso que flamamos curiosidad) les puede llevar a perderse, a arriesgarlo todo en nombre de una respuesta.

Y esa es, precisamente, la historia de tu vida: la búsqueda de respuestas al misterio de la vida… y a ese misterio que, en sí mismo, eres tú.

SAGITARIO:

Debes un compañero dispuesto a acompañarte en tus búsquedas de lo desconocido. Una mascota para la que no haya puerta imbatible ni rastro que se puede perder. A los nativos del signo del arquero la mejor mascota con que se les puede dotar es con un perro.

Los perros, leales y entregados, nunca dejarán a un Sagitario a mitad de sus recorridos por el mundo que quiere descubrir. No importa a donde desees ir (montaña, mar, caverna…), un perro siempre te acompaña con el mejor de los talantes, pues la experiencia y el reunión son sus razones de ser. No habrá nada que no le puedas exigir, ni meta que esté dispuesto a alcanzar contigo.

Elige una de las grandes variedades de perros de entre aquellas que se pueden transportar con facilidad (como un Labrador, un Lhasa Apso o un Shih Tzu). Lo mejor es que lo sometas un curso de obediencia que te garantice el desarrollo de todo su potencial y que le puedas llevar con tranquilidad en tus salidas y viajes.

La relación con un perro se construye día a día, con los hechos y con la tolerancia. Para que tu perro te dé lo que mereces, lo que su enorme corazón, guarda para ti, observa con él un comportamiento irreprochable, que se base en la igualdad y en el reconocimiento de su inteligencia.

CAPRICORNIO:

Lo que distingue a los nativos de este signo es su sentido del lujo y de la distinción, aunado a una gran vocación de serdefecto y una gran generosidad. Esto los convierte en los mejores dueños para cualquier tipo de mascota. Sin embargo, su carácter les lleva adoptar animales problemáticos, sin hogar, enfermos, abandonados… Lo nativos de Capricornio gustan de dar nuevas oportunidades a los que las requieren, y los animales no son la excepción.

Los Capricornio no se deben preocupar por su excesivo amor por los animales: siempre, de alguna o de otra manera, encontrarán tiempo y recursos para hacerse cargo de su números y peluda (y a veces plumífera familia).

ACUARIO:

Lo que va guiarte al momento de elegir a una mascota es tu amor por lo exótico, tu capacidad para interpretar y captar las tendencias que se van a imponer el día de mañana. Así que no te vas a conformar con un gato o con un perro cualesquiera: elegirás a animales de razas exóticas o abiertamente extravagantes.

De manera que si se trata de perros, un Xoloitzcuincle mexicano o un precioso Shar Pei oriental. Si se trata de gatos, irás por un siamés sin pelo o uno chino de orejas caídas. Aunque es mejor que cuides tu cartera si encuentras a tu paso aves tropicales, lagartos, serpientes, monos y grandes felinos… Desde luego, nuestro consejo es que te apegues a tus posibilidades reales y que no apoyes el comercio ilegal de fauna exótica.

Como el cruzado en busca de una causa que eres, de alguna manera todas las especies son tu mascota, pues te sientes responsable del planeta entero. Considera unirte a un movimiento animalista para ese modo realizar la quieras de experiencia y riesgo que te despiertan los animales.

PISCIS:

Como estamos ante el signo más empático y compasivo, tenemos que decir que, por una parte, la elección de tus mascotas va a ser muy sencilla: tienes la capacidad para establecer vínculos con cualquiera, sea cual sea su raza y especie, desde un pececito hasta un águila.

De hecho, la recomendación para los Piscis pasa por otro lado: es vital que aprendan a marcar su distancia y no se lleven a cada animal abandonado que encuentren a sus casas.

Sin embargo, es vital que la mascota elegida se adapte no sólo a tu manera de ser, si no a tus imperantes requerimientos de cariño y de gratitud. En ese sentido, no hay un animal que devuelva mejor el amor que le entregas que un perro.

Prefiere las razas grandes, que son demostrativas y sinceras, como el Labrador o el Pastor Alemán, y no tengas miedo de poner en él todo lo que, por timidez y cautela, no depositas en el mundo.

Si prefieres potenciar tu carácter místico, entonces acoge mascotas de talente más misterioso, si bien te harán sufrir con su independencia y desaires. Un gato (negro, desde luego) o una pequeña lechuza darán a tu hogar ese toque de misterio que requieres en tu vida.